Los padres dicen que la policía los retuvo: «Queríamos sacar a nuestros bebés»

0
188
Vista general de la Escuela Primaria Robb tras el tiroteo masivo el 25 de mayo de 2022 en Uvalde, Texas, Estados Unidos. (Foto de John Lamparski)

El padre de una víctima del tiroteo en una escuela de Uvalde, Texas, dijo a The Washington Post que él y otras personas querían irrumpir en la escuela primaria para recuperar a sus hijos cuando escucharon disparos desde el interior.

Javier Cazares dijo que llegó a la escuela primaria Robb poco después de escuchar que algo estaba sucediendo en la escuela de su hija, y dijo que se unió cerca de la puerta principal del edificio a varios otros hombres que tenían hijos en la escuela.

«Éramos cinco o seis padres, oyendo los disparos, y [los agentes de policía] nos decían que retrocediéramos», dijo Cazares al periódico. «No nos preocupamos por nosotros. Queríamos asaltar el edificio. Decíamos: ‘Vamos’ porque así de preocupados estábamos y queríamos sacar a nuestros bebés».

The Washington Post informó que, horas después, Cazares se enteró de que su hija, Jacklyn Cazares, de 9 años, había muerto de un disparo.

Según el director del Departamento de Seguridad Pública de Texas, Steven McCraw, el atacante estuvo en la escuela entre 40 y 60 minutos antes de que las fuerzas del orden entraran por la fuerza y lo mataran.

Un video publicado en las redes sociales parece mostrar a los padres frustrados y angustiados y a otros adultos fuera de la escuela enfrentándose a los agentes de la ley, instando a los agentes a entrar y atrapar al atacante o a dejarlos entrar ellos mismos.

El hombre armado estuvo en un enfrentamiento con los agentes de la ley durante aproximadamente media hora después de disparar a los estudiantes y profesores, dijo el representante Tony Gonzales, un republicano cuyo distrito incluye Uvalde, a Jake Tapper de CNN, citando una información que se le dio.

«Y entonces [el tiroteo] se detiene, y se atrinchera. Ahí es donde hay una especie de pausa en la acción», dijo Gonzales. «Todo esto, según tengo entendido, duró alrededor de una hora, pero aquí es donde hay una especie de pausa de 30 minutos. Sienten que lo tienen atrincherado. El resto de los estudiantes de la escuela están saliendo ahora».