EE.UU. comprará 500 millones de vacunas de Pfizer para países de bajos ingresos

0
223
President Joe Biden speaks about the coronavirus, accompanied by Vice President Kamala Harris, in the State Dinning Room of the White House, Thursday, Jan. 21, 2021, in Washington. (AP Photo/Alex Brandon)

WASHINGTON (AP) – Estados Unidos comprará 500 millones de dosis más de la vacuna COVID-19 de Pfizer para compartirla a través de la alianza mundial COVAX para donarla a 92 países de bajos ingresos y a la Unión Africana durante el próximo año, dijo el miércoles una persona familiarizada con el asunto.

El presidente Joe Biden tenía previsto hacer el anuncio el jueves en un discurso antes del inicio de la cumbre del Grupo de los Siete. Doscientos millones de dosis -suficientes para proteger completamente a 100 millones de personas- se repartirían este año, y el resto se donaría en la primera mitad de 2022, dijo la persona.

El asesor de seguridad nacional, Jake Sullivan, dijo a los periodistas el miércoles que Biden se comprometió a compartir las vacunas porque era de interés para la salud pública y los intereses estratégicos de EE.UU. Ahora que Biden se embarca en su primer viaje al extranjero, pretende demostrar «que las democracias son los países que mejor pueden aportar soluciones para la gente de todo el mundo».

«Como dijo en su (discurso) sesión conjunta, fuimos el ‘arsenal de la democracia’ en la Segunda Guerra Mundial», dijo Sullivan. «Vamos a ser el ‘arsenal de vacunas’ en este próximo periodo para ayudar a acabar con la pandemia».
La noticia del plan de reparto de Pfizer fue confirmada a The Associated Press por una persona familiarizada con el asunto, que habló bajo condición de anonimato antes del anuncio formal del presidente. La noticia fue comunicada por primera vez por el Washington Post.

Estados Unidos se ha enfrentado a una presión cada vez mayor para que describa su plan de reparto de vacunas a nivel mundial. Las desigualdades en el suministro en todo el mundo se han acentuado, y la demanda de vacunas en EE.UU. -donde casi el 64% de los adultos ha recibido al menos una dosis- ha caído precipitadamente.

El anuncio se produce una semana después de que la Casa Blanca diera a conocer sus planes de donar una partida inicial de 25 millones de dosis de vacunas excedentes al extranjero, principalmente a través del programa COVAX, respaldado por las Naciones Unidas, prometiendo entregas para América del Sur y Central, Asia, África y otros países en un momento de flagrante escasez en el extranjero.

En general, la Casa Blanca ha anunciado planes para compartir 80 millones de dosis en todo el mundo para finales de junio, la mayoría a través de COVAX. Los funcionarios dicen que una cuarta parte del exceso de la nación se mantendrá en reserva para emergencias y para que Estados Unidos lo comparta directamente con aliados y socios.

La Casa Blanca también ha destinado dosis a aliados como Corea del Sur, Taiwán y Ucrania.

A nivel mundial, se han confirmado más de 3,7 millones de muertes por COVID-19, y más de 174 millones de personas han sido infectadas.