Condenan a jueza de la Corte Suprema de Nueva York por fraude

0
537

Sylvia Ash, jueza de la Corte Suprema de Nueva York, fue declarada culpable el lunes (13 de diciembre) de obstruir una investigación federal en una de las uniones de crédito más antiguas y grandes del país, Municipal Credit Union (MCU), donde una vez fue presidenta de la junta directiva.

Sus acciones afectaron a más de medio millón de trabajadores de la ciudad de Nueva York, estatales y federales, incluidos empleados de hospitales. Al final de un juicio de dos semanas, la jueza Ash de 64 años fue declarada culpable de conspiración y obstrucción de la justicia, y por hacer una declaración falsa a un agente federal. Fue absuelta de otro cargo por obstrucción.

El veredicto fue devuelto en la corte federal de Manhattan después de que los jurados escucharon evidencia que respaldaba los cargos de que ella tomó medidas durante varios meses para obstruir la investigación de mala conducta financiera en MCU, mientras presidía de manera voluntaria la junta directiva de la organización, la cooperativa de crédito más antigua de Nueva York.

Ash fue acusada de ayudar a encubrir una malversación de fondos al ex CEO de la cooperativa, Kam Wong. Los fiscales afirman que siendo jueza trató de ayudar a explicar los gastos de Wong y eliminó los mensajes de texto y correos electrónicos solicitados como parte de la investigación.

“La obstrucción de la justicia, particularmente por parte de un juez de un tribunal estatal en funciones, es un delito grave, y Ash ahora enfrenta un castigo por su plan de obstrucción”, dijo el fiscal federal Damian Williams en un comunicado. Será sentenciada el 20 de abril.

Las autoridades dijeron que la obstrucción ocurrió mientras Ash estuvo en la junta directiva de la cooperativa de crédito desde mayo de 2008 hasta agosto de 2016, cuando renunció. Se desempeñó como presidenta de la junta de mayo de 2015 a agosto 2016, recalcó Pix11.

Los fiscales afirmaron que Ash recibió decenas de miles de dólares en reembolsos y otros beneficios de la cooperativa de ahorro y crédito desde 2012 hasta 2016. Los reembolsos incluían pagos por pasajes aéreos, hoteles y entretenimiento para ella y un invitado para asistir a conferencias en el país y el extranjero, junto con fiestas de cumpleaños en un estadio de béisbol de ligas menores y pago de teléfono, facturas de cable y dispositivos electrónicos, dijeron las autoridades.

En octubre de 2019, la jueza civil fue arrestada en el aeropuerto LaGuardia de NYC y levada ante el tribunal federal de Manhattan para enfrentar cargos de conspiración por obstruir la justicia. Fue liberada con una fianza y sujeta a monitoreo electrónico y otras condiciones.