Víctima revela que payaso Kanqui elegía «bonitillos» entre los 14 y 16 años

0
456

Una de las cuatro víctimas da su versión sobre los alegados hechos en una entrevista televisiva.

Una de las presuntas víctimas de los abusos sexuales del dominicano Kelvin Francisco Núñez Morel, conocido como el payaso Kanqui, dijo que al imputado le gustaban jóvenes entre 14 y 16 años que fueran “bonitillos”.

Al menos cuatro personas, de ambos sexos, han relatado a las autoridades como fueron abusadas sexualmente por Núñez Morel cuando eran menores, al punto que algunos habrían participado en orgías, según el expediente judicial contra Kanqui en Santiago.

“Yo conocí cuáles eran los gustos que tenía. Cuáles eran los muchachos que le gustaban…bonitillos, 14 años, 16; que se vieran bien”, dijo un testigo a CDN.

La presunta víctima agregó que para poder avanzar en el programa y en los proyectos artísticos del productor tenía que consentir a sus favores sexuales.

“Yo pedía más participación, y para yo tener más participación, tenía que ceder a ciertas cosas”, detalló.

Este modus operandi se repetía con las otras víctimas, algunas de las que alegaron que incluso el payaso las amenazaba con dejarlas en la calle si revelaban lo que estaba ocurriendo.

Uno de los afectados contó que se vio obligado a participar de una orgía que involucró a un supuesto pariente de Núñez Morel.

Al imputado, la jueza Irka Méndez del Cuarto Juzgado de la Instrucción le impuso tres meses de prisión preventiva como medida de coerción.

La magistrada rechazó los 18 meses de cárcel que pedía la fiscalía, el anticipo de pruebas así como declarar el caso complejo.

Kanqui, exconductor del programa infantil “Kanquimanía”, está acusado de violación, agresión y acoso sexual a varios menores que ahora son adultos. Además, se le vincula a una red de pornografía infantil.

A cambio de obtener reconocimiento y acceso a la industria artística, Kanqui, supuestamente, les exigía a sus víctimas que le realizaran actos sexuales, que iban desde sexo oral y anal hasta intercambios en orgías.

Los actos habrían ocurrido en hoteles o en las viviendas de los afectados cuando sus padres no estaban.