SpaceX, la primera compañía privada que pone en órbita astronautas

0
505

La denominada SpaceX Demo-2 también será la primera misión lanzada desde suelo estadounidense en casi una década.

La empresa espacial de Elon Musk, SpaceX, está a punto de enviar a dos astronautas estadounidenses de la NASA a la Estación Espacial Internacional (EEI) desde el Centro Espacial Kennedy, en Florida, en la primera misión espacial tripulada lanzada desde territorio de Estados Unidos en nueve años.

Los astronautas Douglas Hurley y Robert Behnken despegarán a las 20:33 GMT de este miércoles a bordo del cohete reutilizable Falcon 9 de SpaceX, que lleva acoplada la cápsula espacial Crew Dragon. El cohete despegará desde la misma plataforma de lanzamiento que fue utilizada durante la última misión del transbordador espacial de la NASA en 2011.

El presidente de EE.UU., Donald Trump, y el vicepresidente Mike Pence, viajarán a Florida para presenciar el lanzamiento en persona, informó Reuters, citando a un portavoz de la Casa Blanca.

¿Por qué es tan importante?
Bautizada SpaceX Demo-2, la misión es de vital importancia para Estados Unidos, ya que desde que se suspendió del programa del transbordador espacial de la NASA en 2011, la agencia estadounidense ha tenido que recurrir a la ayuda de la Agencia Espacial Federal Rusa (Roscosmos), para que traslade a sus astronautas a la EEI mediante los cohetes Soyuz a cambio de varios cientos de millones de dólares.

En los últimos nueve años, los astronautas norteamericanos han viajado al espacio solo desde el cosmódromo de Baikonur, el primero de la historia, construido por la Unión Soviética en 1955 en el territorio del actual Kazajistán. Así, el próximo lanzamiento de SpaceX podría poner fin a la actual dependencia de EE.UU. respecto de la tecnología rusa, imprimiendo un impulso decisivo a su carrera espacial. Además, se trata del primer viaje espacial tripulado que corre a cargo de una compañía privada.

SpaceX Demo-2 será la segunda prueba de vuelo espacial de la Crew Dragon de SpaceX y la primera con astronautas a bordo. La cápsula es una nave espacial completamente autónoma que ha sido desarrollada para transportar hasta 7 pasajeros. Los vuelos de la NASA llevarán un máximo de cuatro personas, mientras que el resto del espacio se destinará a suministros.

Una maniobra exitosa daría alas al Crew Dragon de cara a misiones operacionales de larga duración, previa certificación del Programa de Tripulación Comercial de la NASA.