Le crece un riñón en la pierna debido a rara condición genética

0
251

La condición de salud del joven es tan peculiar que no se ha visto nada igual en el mundo.

Un niño británico está luchando contra un trastorno genético que nadie más en el mundo tiene. Tan raro es que le provoca que le haya crecido que uno de sus riñones creciera dentro de su pierna.

Hamish Robinson, de 10 años, se cree que es la única persona en el planeta a quien le falta un cromosoma llamado 7p22.1, según informa SWNS. Es una condición que no tiene nombre, por lo que los médicos se refieren a ella simplemente como el “síndrome de Hamish”.

La condición resultó en una malformación estructural que le dejó un riñón en pleno funcionamiento en la parte superior de su muslo derecho. Los médicos no lo han retirado por ahora porque no ha causado ningún problema de salud.

“Tener un riñón ectópico (cuando el órgano no está en el lugar correcto) es extremadamente raro y ocurre en aproximadamente 1 de cada 900 personas“, dijo el Dr. Andrew Ordon de “The Doctors” a Inside Edition.

Aunque su otro riñón está en la ubicación correcta y funciona normalmente, la ya débil salud de Hamish se ve agravada por otros padecimientos, como  asma grave, problemas de la columna vertebral, dificultades de aprendizaje y pérdida de audición. Necesita una computadora de voz para hablar.

“Su condición es más que rara”, contó su madre, Kay. “Es tan difícil saber que su condición es única, porque nadie sabe cómo puede evolucionar o qué puede pasar”.

Inlcuso el genetista de Hamish escribió un artículo médico sobre el niño, que n nació casi seis semanas prematuramente y pesaba solo 2 libras.  Desde que se determinó el trastorno cromosómico de Hamish, sus médicos han luchado para encontrar información sobre su salud porque se cree que él es el único que tiene la condición.

Hamish no deja que sus problemas médicos lo definan. Ha actuado en grupos de pantomima y asiste a una escuela regular, aunque necesita ayuda con la lectura y la escritura. Toma clases de karate y ama el trampolín.

“Simplemente lo toma todo con calma”, dijo su madre. “No sé cómo lo hace. Estar con él me ha inspirado. Ha sido la bendición más grande de mi vida”.

Historias como la de Hamish inyectan energía a todo el que la necesita y nos muestran un buen ejemplo para superar las dificultades de la vida.