Latino confiesa a la Policía que descuartizó a su novia y la arrojó a la basura

0
490

Ricky González se presentó voluntariamente el martes en una comisaría de Tribeca para confesar que había decapitado a su novia.

El crimen, dijo, sucedió hace cuatro años en Brooklyn. Fue arrestado después de su confesión y acusado de homicidio y encubrimiento del cadáver.

Fue procesado en la corte criminal de Brooklyn ayer.

González (34) afirmó que había apuñalado fatalmente a María Quiñones (58), en un apartamento de Bushwick en 2014, y que luego desmembró su cuerpo y lo tiró en la basura, según documentos judiciales.

Detalló que le había clavado un puñal grande por la espalda en el baño del apartamento que compartían en la avenida Wilson, informó New York Post.

Luego arrastró su cuerpo a la bañera y agarró un cuchillo de carnicero y un afilador. Con ello la decapitó, le cortó las manos y los pies y cortó su torso en dos partes, según los documentos judiciales.

Después cargó las partes del cuerpo en bolsas negras y las colocó en la acera para ser recogidas para la recolección de basura.

Una hermana de Quiñones informó a la policía en septiembre de 2014 que no la había visto desde marzo de ese año.

González y Quiñones se encontraron en un programa de tratamiento de drogas, dijeron fuentes policiales.

González últimamente residía en Beacon (NY). Su confesión guarda relación con el caso de Lisa Marie Velásquez, joven que fue desmembrada y esparcida en bolsas de basura la semana pasada en dos parques del Bronx.

Dejar respuesta