Detenido por asalto al Capitolio: «el tiempo de la paz ha terminado»

0
253

Eduard Florea, partidario del grupo de extrema derecha «Proud Boys», tenía un arsenal en su casa en Nueva York.

Eduard Florea, partidario del grupo de extrema derecha “Proud Boys” que amenazó con desplegar “tres autos llenos de patriotas armados” en Washington DC la semana pasada, fue acusado ayer de almacenar cuchillos de combate de estilo militar y más de mil cartuchos de rifle en su casa en Queens (NYC), dijeron las autoridades federales.

Florea (40) fue acusado de posesión de municiones como delincuente convicto y se le negó la libertad bajo fianza después de que el FBI registró su casa en Middle Village, y lo interrogó sobre una serie de amenazas sobre el asedio mortal al Capitolio publicadas en la red social Parler.

Aunque no participó en los ataques del 6 de enero, los fiscales dijeron que el ingeniero de programación se comprometió a viajar a la capital de la nación y cortar “una garganta” en el motín dirigido por partidarios del mandatario Donald Trump. Otra publicación atribuida a Florea amenazó la vida del senador afroamericano recién electo Raphael Warnock (D-Georgia), dijeron las autoridades.

“El tiempo de la paz y la civilidad ha terminado”, escribió Florea, según una denuncia penal. “Me comunicaré con los patriotas en mi área para que podamos elaborar un plan de juego”.

El abogado defensor de Florea calificó las publicaciones en línea como “tonterías” y señaló que Florea no tenía armas en su casa. También denunció que las autoridades federales “llegaron a su casa en un tanque militar” para arrestarlo, la noche del martes.

“No está acusado de ninguna acción en relación con los actos despreciables que ocurrieron en el Capitolio”, dijo la defensora pública federal Mia Eisner-Grynberg, citada por Fox News. “El señor Florea no tolera ese comportamiento”.

También el martes el FBI arrestó en Nueva York a Aaron Mostofsky, hijo de un juez conservador de Brooklyn identificado como uno de los atacantes del Capitolio nacional la semana pasada. Y Will Pepe, empleado suspendido de MTA, fue detenido por las mismas razones, en White Plains.