Conoce si sufres de hipertensión arterial y cuáles son sus causas

0
212

Es una de las principales enfermedades cardiovasculares, ya que afecta al menos a un tercio de la población.

La hipertensión arterial es una enfermedad caracterizada por el aumento de la presión que ejerce la sangre contra las arterias al recorrer el cuerpo.

Es fundamental que conozcamos este padecimiento ya que con medicinas,y bajo control, puede ser inofensiva, pero si no se diagnostica podría causar daños irreparables en la visión, infartos, insuficiencia renal, entre otras enfermedades.

Causas de la hipertensión arterial

A pesar de que no se conoce una causa concreta de la hipertensión, existen ciertos factores que te pueden hacer más vulnerable de padecerla, algunos pueden modificarse y otros están intrínsecos en la persona.

Factores intrínsecos

  • La herencia genética: diversos estudios científicos han comprobado que la probabilidad de tener hipertensión se duplica si alguno de nuestros padres padece esta enfermedad.
  • El sexo: también se ha comprobado que el hombre tienes muchas más posibilidades de sufrir de hipertensión, se desconocen las causas. Sin embargo, después de que la mujer pasa la menopausia tiene un riesgo similar al del hombre.
  • La edad: el riesgo de tener hipertensión es completamente proporcional al aumento de la edad. Mientras mayor sea una persona, el riesgo de padecer esta enfermedad será más grande.
  • La descendencia racial: se ha comprobado que en las personas con descendencia racial negra se duplican las posibilidades de tener hipertensión.

Factores que podemos cambiar

    • Obesidad.
    • Consumo excesivo de sal.
    • Exposición frecuente a estrés.
    • Alcohol.
  • Tabaco o nicotina.
  • Otras drogas.
  • Algunas medicinas como los anticonceptivos, antiinflamatorios, adelgazantes, medicinas para el cáncer o tratamientos renales.

Es necesario comprobar la tensión arterial en las consultas de rutina. En EEUU se considera que una persona tiene la tensión alta a partir de 130/80 mm Hg, y si esto es frecuente, se considera hipertensión.