Anuncian brote de un nuevo tipo de coronavirus más contagioso en Vietnam

0
1519
Imagen de Gerd Altmann en Pixabay

El pasado fin de semana el país detectó cuatro nuevos infectados de transmisión local, dos de los cuales se encuentran en estado crítico.

El Gobierno de Vietnam anunció un brote de un nuevo tipo de coronavirus más «agresivo» en la ciudad de Da Nang, donde el pasado fin de semana se detectaron nuevos contagiados de transmisión local, los primeros en el país desde abril, informan medios locales.

El análisis del genoma del nuevo virus mostró que es más infeccioso y más peligroso, dijo el ministro interino de Salud de Vietnam, Nguyen Thanh Long. De acuerdo con los resultados de los primeros estudios realizados por médicos vietnamitas, este tipo de virus es más agresivo que el anterior, ya que se multiplica mucho más rápido en los pulmones y produce una afección grave en unas pocas horas.

Durante la última jornada se han identificado 11 casos de la enfermedad en Da Nang y sus alrededores. Dos pacientes se encuentran en estado crítico y requieren ventiladores.

Antes de este brote, en Vietnam no se habían registrado casos de coronavirus durante más de tres meses. Expertos del Ministerio de Salud asocian la aparición del nuevo tipo de coronavirus con la entrada de inmigrantes ilegales en el país o con la mutación de la cepa anterior en un hospital de Da Nang.

El país asiático había registrado tan solo 416 casos de covid-19 y ningún fallecido hasta el 25 de julio, cuando un residente de Da Nang de 57 años dio positivo de la enfermedad.

El paciente no había salido de la ciudad, pero había visitado tres centros de salud y había estado en una boda. Otros dos casos también se detectaron en Da Nang, mientras que el cuarto se detectó en la provincia de Quang Ngai.

Las autoridades vietnamitas cerraron las fronteras de Da Nang, uno de los principales centros turísticos del país, y decidieron evacuar a 80.000 personas, en su mayoría turistas. También introdujeron medidas estrictas de distanciamiento social que incluyen el uso obligatorio de mascarillas en lugares públicos y la cancelación de todos los eventos culturales, deportivos y religiosos.